El jarro de los recuerdos es una emotiva tradición familiar, en la que comparte y reconoce todo lo bueno del año que está  por finalizar.

Revista Maxi - recuerdos que perduranUno de los aspectos más divertidos del año nuevo es que cada familia personaliza los festejos en este acontecimiento, conservando costumbres de antaño e incorporando nuevas ideas de forma esporádica. Por ello, para despedir este año y esta década, le invitamos a que considere realizar un jarro de los recuerdos.

Esta tradición que, idealmente, debe realizarse desde los primeros días del mes es una gran manera para conmemorar el año que está por finalizar, reconocer todas las bendiciones recibidas en los 12 meses pasados y agradecer por ellas.

Además, es una actividad que se debe realizar con la familia inmediata y quienes más queremos para que en verdad sea un momento especial.

1. Lo que necesita

En un lugar céntrico del hogar, como la sala de estar, coloque un bowl grande o un jarro tipo mason. A su lado, ubique pequeñas hojas de papel y esferos. También puede colocar pequeñas cintas de colores.

2. Cómo hacerlo

A inicios de mes, reúna a la familia e indíqueles que escriban en los papeles cosas importantes que han sucedido en el año. Deje los elementos aquí para que, cada vez que alguien recuerde un acontecimiento, lo apunte, enrolle y amarre.

3. Llegó la hora

La noche del 31 de diciembre, entre las diversas actividades como quemar el monigote, preparar la cena o realizar las diversas cábalas de fin de año, dedique un tiempo para reunir a la familia y leer los papeles.

4. Por turnos

Determine un miembro de la familia para que abra los papeles y los lea. Ahí se sabrá quien los escribió. Pídale a esa persona que reflexione sobre el hecho que escogió compartir
y coméntenlo, creando un ameno momento de risas y recuerdos.

5. Para finalizar

Una vez que todos hayan compartido sus historias, tómense un momento para comentar sobre el año que está por concluir, las cosas buenas y lo que esperan lograr en los próximos 12 meses que se avecinan.

6. Nuevos proyectos

Este emotivo momento puede finalizar compartiendo unas lluvias de estrellas entre todos y pidiendo un deseo colectivo en familia para este año. Pueden hacer una promesa de que todos harán lo posible para cumplirlo.

Agradecer por las cosas buenas que hemos recibido es un buen presagio para iniciar el año nuevo con las mejores energías y conseguir lo que uno desea en esta etapa que está
por empezar

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: