Skip to main content

Cuide su salud, mantenga una actitud optimista y una perspectiva fresca al laborar desde casa.

 

La situación que vivimos ha obligado a modificar la rutina diaria de cientos de personas notablemente. Si, de momento, realiza teletrabajo, de seguro está consciente de su impacto en la salud física y mental. Este cambio abrupto, con largas jornadas, reuniones en línea, malas posturas y espacios cerrados puede afectarle de diversas maneras. Para suavizar su impacto, le presentamos una serie de medidas que puede acatar para cumplir con todas sus obligaciones laborales, sin descuidar su bienestar.

Infografía teletrabajo

El espacio

Seguramente ya está al tanto de que adecuar un espacio específico en casa es prioritario si va a trabajar desde este lugar. Además de ser un rincón bien iluminado, libre de distracciones, es trascendental que esté bien ventilado. Así, las bacterias y virus no invaden el área. Recuerde tener a la mano snacks saludables como: frutas, galletas integrales o frutos secos, y mantenerse bien hidratado para liberar toxinas. Beba hasta dos litros de agua cada día.

La postura

Lo más probable es que, de momento, permanezca largas horas frente al computador. Este hábito usualmente desemboca en una mala postura, lo que le traerá dolor de espalda y problemas a largo plazo. Le aconsejamos sentarse correctamente, ubicándose de la siguiente manera: coloque la pantalla a la altura de su línea de visión; mantenga la mirada hacia el frente sin doblar el cuello; relaje los hombros; siéntese de manera que la espalda mantenga su curva natural, apoyada por completo al respaldar de la silla y con las plantas de los pies en el piso. Conserve los codos pegados al cuerpo y las muñecas suavemente asentadas en el borde de la mesa.

Sus ojos

Si pasa gran parte de su día observando pantallas, es inevitable que su vista se canse. Por ello, para aliviar la fatiga ocular, es recomendable tomar ciertas medidas. Reduzca el brillo y el resplandor de la pantalla si le es posible; ajuste el tamaño del texto que esté procesando según sus necesidades; intente parpadear con más frecuencia; tome descansos cortos a menudo (al menos de cuatro a cinco minutos por hora); colóquese lágrimas naturales y haga ejercicios oculares. Fijar la vista en un punto lejano, como a través de una ventana, cada 20 minutos, es una buena opción. Recuerde que, idealmente, la pantalla debe estar a 50 o 60 centímetros de distancia de los ojos.

Para su bienestar

Cuando pasa largas horas sentado, las tensiones corporales son comunes. Si desea erradicarlas, realizar una serie de ejercicios de estiramiento durante el día será beneficioso. Para relajar el cuello, mueva la cabeza de un lado al otro y mantenga la posición por 10 segundos. Luego realice un semicírculo hasta que llegue al hombro contrario y repita con el lado opuesto. Si desea relajar la espalda, levante los brazos entrelazando los dedos con las palmas hacia afuera. Sostenga la pose por 10 segundos. Por último, para liberar tensión en los hombros, coloque las manos entrelazadas en la nuca y lleve los codos hacia atrás. Permanezca en esta postura por unos segundos.

Acciones complementarias

Si desea tener un buen día de teletrabajo, todo inicia con un buen descanso. Duerma entre seis a ocho horas cada noche. Asimismo, establezca horarios similares a los de una jornada común en la oficina, con una hora definida para empezar con las labores, tiempo de descanso, un momento para el almuerzo y una hora para finalizar las actividades. Bañarse a diario, vestirse como si fuese un día común, mantener una alimentación nutritiva, ejercitarse y meditar son otras acciones complementarias que le traerán grandes ventajas personal y profesionalmente.

 

maxionline Siga con más consejos en ¨ Aliados tecnológicos ¨

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: