La Dra. Esmeralda Terán, dermatóloga, explica que contar con un entrenamiento físico regular trae innumerables beneficios, entre ellos la salud de la piel.

Revista Maxi - EjercicioEl ejercicio no solo mejora la salud, también nos mantiene jóvenes y radiantes. Absolutamente todo mejora con el ejercicio: se regula la presión arterial, se mantiene el peso corporal, aumenta la fuerza muscular, se previenen enfermedades y entre los beneficios escondidos está uno de suma importancia: mejora el brillo y elasticidad de su epidermis.

Exfoliación natural

El cuerpo elimina toxinas, células muertas e impurezas a través de la sudoración que provoca el entrenamiento. Además, los conductos de los poros se destapan y hay menos riegos de sufrir acné. Luego de realizar la actividad física es necesario tomar una ducha, para eliminar definitivamente las impurezas.

Oxigenación

Con el ejercicio los vasos se dilatan y estimulan la circulación sanguínea. Así aumenta la oxigenación de la piel y se refleja en un mejor color y textura. Además, contribuye a reducir y evitar las marcas del envejecimiento, por el aumento en la producción de elastina y colágeno, proteínas que mantienen la piel luminosa.

Firmeza y tonicidad

Mantener los músculos fuertes dará buenos resultados para mantener la piel estirada y firme en cada rincón. La actividad física reduce y previene el aparecimiento de daños cutáneos como varices, estrías y celulitis. Por otro lado, se estimula el sistema linfático, el Revista Maxi - Ejerciciocual ayuda en la reducción de hinchazón y retención de líquidos.

Para más beneficios

  • Hidrátese antes, durante y después del entrenamiento.
  • Si realiza actividades al aire libre, use bloqueador solar.
  • Retírese la ropa sucia inmediatamente después de entrenar.
  • Tome una ducha al finalizar la actividad física.

Más en Logo maxi: Ejercite su corazón

Deja una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: