jueves 8 de diciembre de 2022

Chequeos que salvan

Chequeos que salvan

Chequeos que salvan

Goce de una salud perfecta toda su vida realizándose los controles médicos oportunos, según su edad.

Mantener una excelente calidad de vida hasta la vejez, haciendo de la salud uno de los pilares, es algo posible para todo hombre. Cultivar una serie de hábitos adecuados y realizar los chequeos médicos debidos, de acuerdo a los años que se tenga, es el secreto que le permitirá conservarse en óptimas condiciones hasta llegar a sus años dorados.

Jorge Sánchez, médico internista, asegura que, a la hora de hablar del bienestar del organismo, la prevención es lo primero que se debe tener en cuenta. “El cuerpo no es una máquina y no tiene repuestos. Si queremos estar bien hay que prestarle el interés debido”.

El especialista asegura que los chequeos a realizarse dependen de la edad y de diferentes factores. Se tenga la edad que sea, si se presenta alguna molestia, visitar al médico lo antes posible es de suma importancia, además de evitar la auto medicación. De la misma manera, el factor genético es una gran carga. “Muchas enfermedades dentro de la familia se heredan. Si a esto se aumenta un estilo de vida descuidado y factores ambientales, el riesgo es mayor”.

medidas-prevencion

Medidas de prevención

Para reducir problemas patológicos a lo largo de la vida, es importante motivar desde edades tempranas un estilo de vida saludable, en donde una nutrición adecuada, realizar actividad física, dedicar las horas necesarias al descanso, reducir el estrés, abstenerse del cigarrillo y hacerse las evaluaciones médicas apropiadas según la edad, son la clave de la salud preventiva.

juventud

Juventud

El experto indica que de los 20 a 40 años es apropiado realizarse los siguientes controles, cada tres a cuatro años.

Examen de sangre. Es útil para ver cómo están los valores de defensas del organismo y para prevenir problemas de leucemia o algunas otras enfermedades. También ayuda a ver cómo está la hemoglobina hematocrito, donde se identifican problemas de anemia. Si los niveles de ferritina van disminuyendo o están aumentados, son indicativos de alguna inflamación. También se evalúan las plaquetas, que ayudan a ver la coagulación de la sangre.

Examen de orina. Da un indicio de cómo están funcionando los riñones. Si la orina sale muy densa es un indicativo que algo está pasando en el organismo. Si hay sangre puede haber un problema inflamatorio. Esta prueba es útil sobre todo para preservar los riñones que son el filtro del organismo.

Coproparasitario. Es un examen que debería ser un hábito anual durante toda la vida. Ayuda a descartar problemas de parasitosis. “Por estar en la cuidad, muchas veces pensamos que no hay parásitos, pero el aseo de las manos o la procedencia de los alimentos cuando se come afuera siempre influye”.

madurez

Madurez

De los 40 años en adelante, es importante mantener los chequeos anteriores, además de aumentar algunos otros y su frecuencia.

Electrocardiograma. Es útil cuando hay antecedentes patológicos de hipertensión, obesidad, o dolores toráxicos sin causa. “En la actualidad el ser joven no significa que uno no se pueda infartar. Puede ser común”.

El experto comenta que pasado los 30 años se lo incluye como examen de rutina cada cuatro años hasta pasar los 50, donde se realiza un control más seguido.

Endoscopia. Desde los 30 años, es importante empezar a realizarlo. La gastritis es ahora más frecuente y, a veces, hay problemas de úlceras o lesiones gástricas. Es necesario prevenirlas para evitar el cáncer gástrico. “Una endoscopía con biopsia es muy recomendado, en particular para personas que tienen malos hábitos alimenticios”.

Hipertensión. Es relativamente fácil de controlar mediante alimentación, actividad física y ciertos medicamentos, si fueran requeridos. Sin embargo, descuidar su salud puede desembocar en graves problemas como trombos, hemorragias o accidentes cerebro – vasculares. Por ello, realizar una revisión a toda edad es bueno y, a partir de los 40 años, con más razón.

tercera-edad

Tercera edad

Al llegar a esta etapa, todos los chequeos mencionados deberían realizarse cada año.

Colonoscopía. El cáncer de colon está en aumento y hay factores de riesgo, como malos hábitos, alto consumo de carnes rojas, alcohol y tabaquismo. “Si una persona empieza a tener molestias digestivas, se lo puede atribuir a un colon irritable. Hay que hacer una prueba rápida de sangre oculta para ver qué está pasando o una colonoscopía para identificar si existe un inicio tumoral. En este caso sería mucho más fácil tratarlo”.

Próstata. Debería iniciar a los 40 años, pero en la tercera edad es imprescindible realizar este examen. El doctor Sánchez explica que, además del cáncer, los problemas prostáticos pueden ser hipertrofias, que se dan cuando aumenta su tamaño. Esto desemboca en molestias y obstrucciones al orinar. “Es necesario prevenir problemas tumorales que a veces no se sienten. Normalmente, los hombres tienen miedo de este examen por el modo en el que se realiza, pero ahora hay diferentes mecanismos para hacerlo, como exámenes de sangre donde se hacen pruebas de antígeno prostático y ecos prostáticos que no son invasivos”.

avatar

Dr. Jorge Sánchez

Médico Internista por la Universidad Central del Ecuador
Consulta privada en el edificio Fortune Plaza, en Quito

Comparte este artículo en:

Comentarios

Deje su respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *