Proteína, el nutriente aliado

0
20

No debe faltar en cada una de sus comidas, pero hay que aprender a incorporarla en la dieta correctamente.

La obtiene de diversos alimentos y es uno de los tres macronutrientes básicos para el correcto funcionamiento del organismo. El consumo de proteínas le ayuda a mantener su salud en varios aspectos, pero un exceso puede provocarle serios inconvenientes. Una experta desmitifica a este nutrimento esencial.


Se encuentran en todas las células, constituyen la mitad del peso de los tejidos y participan en todos los procesos biológicos internos que se producen. Las proteínas constituyen una parte fundamental del organismo y obtenerlas de la alimentación es algo que debe tener muy presente en todas las etapas de la vida.

La nutricionista Jessica Noroña explica que este macronutriente es necesario para el correcto funcionamiento del cuerpo. “Es el nutriente que da origen y mantiene los tejidos de los órganos del cuerpo, como los huesos, músculos, corazón, glándulas endocrinas, cerebro, nervios y piel. Además, interviene en la regeneración de tejidos, produce enzimas necesarias para el metabolismo, origina anticuerpos, es parte de nuestro ADN, ayuda a la distribución del oxígeno en la sangre y posee funciones contráctiles, ya que forma parte de los músculos”.

LO QUE NO DEBE IGNORAR

Se puede obtener este nutriente de fuentes animales, vegetales e incluso de suplementos. La especialista asegura que la cantidad recomendada de proteínas que se deben consumir al día es de 0,8 gramos por cada kilogramo de peso. Pero, si la dieta se basa en alimentos vegetarianos, la recomendación es superior porque se debe obtener una mayor diversidad de aminoácidos. “Si la persona es vegetariana la recomendación puede aumentar hasta un gramo de proteína por cada kilogramo de peso”.

TENGA CUIDADO

Un abuso proteico desmedido le puede traer varios problemas a su salud. Demasiada cantidad en la dieta, eleva los niveles de urea con molestias estomacales y náusea. De la misma manera, pueden alterar el metabolismo, las funciones hepáticas, renales y también hay un riesgo de descalcificación ósea y alteraciones hormonales.

Para un mejor aprovechamiento, es aconsejable incluir en la dieta proteínas de todas las fuentes.


Proteína animal

Esta es la que contiene todos los aminoácidos esenciales, por lo que se la considera de alto valor biológico y su calidad depende directamente de su contenido de aminoácidos.

Las fuentes animales que contienen mayor biodisponibilidad son los huevos, seguidos de las proteínas de la carne de res, cerdo, pollo, ternera, entre otras, el pescado y los lácteos. Este tipo de proteína, puntualmente, es la que ayuda a la creación de anticuerpos (defensas), la regeneración muscular  y de tejidos. “Además de estos beneficios, hay que destacar que aporta vitaminas, minerales y que el cuerpo la puede asimilar hasta en un 90%”.

 


Proteína vegetal

A pesar de ser considerada como relativamente más saludable que las fuentes animales, la proteína vegetal no tiene la misma característica de biodisponibilidad, por lo que para conseguir una proteína completa de origen vegetal, hay que combinarla con otros alimentos. Las que se pueden complementar son las derivadas de legumbres, granos, cereales o frutos secos.

“Todas contienen proteínas de baja calidad, pero algunas consumidas en conjunto llegan a cumplir las características nutricionales adecuadas, por ejemplo: Lentejas con arroz,
ensalada de garbanzos con cubos de pan o menestra de fréjol con arroz”.


Suplementos

Se encuentran en diferentes formas, ya sea en preparados como batidos, en polvo o en barras. Puede encontrarlos de origen animal, como la caseína y el suero lácteo o vegetal, como la harina de soya.

Estos suplementos se usan normalmente para atletas, que deseen aumentar la ingesta proteica en dietas de restricción calórica o como complemento en la alimentación de deportistas de ejercicios de fuerza y de potencia, para recuperar y crear mayor masa muscular en el organismo. Sin embargo, existen otros casos en los que se pueden consumir, como en personas que tengan las defensas bajas o quienes deseen adelgazar.


DEJE UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí